Síguenos en redes sociales:

La cirugía de los párpados o de las bolsas se conoce como blefaroplastia e incluye toda aquella corrección que se realice en la zona de los párpados.

Cuando un paciente acude consultando por una cirugía de la mirada, lo más frecuente es que les moleste el exceso de piel de los párpados, el exceso de bolsas palpebrales o ambos.

Esta cirugía se realizar bajo anestesia local, con o sin sedación, y en régimen ambulatorio o de Hospital de Día Quirúrgico.

¿Objetivos de la blefaroplastia?

El objetivo de esta cirugía es remodelar el párpado superior o inferior tanto a nivel de la piel como en profundidad, remodelando y recolocando los tejidos para redefinir los perfiles palpebrales. Esto se traduce en:

  • Mejora estética de la mirada
  • Resolución de los problemas de visión por exceso de piel
  • Evitar secuelas dentro de una cirugía reparadora u oncológica

Las principales consultas en las que indicaremos una blefaroplastia son:

  1. Bolsas de grasa visibles en los párpados superiores o\y inferiores
  2. Piel en exceso o redundante en párpados superiores o inferiores
     
La blefaroplastia incluye toda aquella corrección que se realice en la zona de los párpados.

¿Requerimientos en la cirugía de los párpados?

Desde el día que se realiza, se debe realizar cierto reposo y se tienen que aplicar las gotas y pomadas que los. Los puntos se retiran entre los días 4 y 7 en la consulta, pudiendo durar los moraditos entre 5 y 12 días desde la cirugía.

La paciente debe organizar su llegada a casa antes de la cirugía, así como disponer de unos días de descanso laboral para recuperarse.

¿Cómo es la recuperación tras una cirugía de párpados?

Esta cirugía se puede realizar en los párpados superiores e inferiores por separado o de forma conjunta y el postoperatorio no se alarga en el caso de una cirugía conjunta, ya que el tiempo de recuperación es el mismo para 1 que para 4 párpados. La recuperación habitual de este procedimiento dura unas 2 semanas, aunque hay una variabilidad entre personas.

Una vez realizada la cirugía se deben seguir las siguientes recomendaciones médicas:

  • Mantener un reposo relativo: no se deben realizar esfuerzos, ejercicio físico ni bajar la cabeza durante demasiado tiempo, sobre todo, para evitar el sangrado y reducir la inflamación.
  • El descanso nocturno debe ser algo diferente: se debe dormir boca arriba y con el cabezal más alto de lo normal. El objetivo es reducir la inflamación postoperatoria inmediata y así se reducirá el tiempo para ver el resultado definitivo.
  • Se deberán aplicar los tratamientos oftalmológicos que los especialistas en Cirugía Plástica recomienden. Durante el postoperatorio inmediato deberemos cuidar los ojos por dentro y por fuera. Poner gafas frías de nevera o compresas fresquitas irá bien y se pueden aprovechar las horas de tratamiento para aplicarlas.
  • Tomar la medicación oral pautada es necesaria que se tome, aunque es probable que el paciente apenas sienta dolor.
  • Los primeros días el paciente puede ver borroso, sobre todo por la aplicación de pomadas y colirios.
  • Durante las primeras dos semanas no se debe maquillar los ojos, aunque sí se puede usar protección solar con maquillaje para los moraditos.

Fuente

topdoctors.es